El Organismo Supervisor de Inversión Privada en Telecomunicaciones (Osiptel) recomendó a la ciudadanía no acudir a vendedores ambulantes e informales cuando requieran contratar un servicio de telefonía móvil prepago (chip prepago), pues conlleva significativos riesgos que van desde la vulneración del derecho a recibir una debida información hasta exponerse a ser víctimas de actos delictivos.