Super Mensajes
Por Luis Zuta Dávila

Cusco es sinónimo de seducción turística y su mágico encanto atrae a los viajeros de todo el mundo que desean conocer o regresar más de una vez a este destino que ofrece una excelsa riqueza cultural, histórica, arqueológica, urbanística, paisajística, gastronómica y muchos otros atributos que garantizan una experiencia de visita inolvidable.

Por ello, Cusco siempre figura entre los destinos ideales para visitar alrededor del orbe y obtiene importantes reconocimientos internacionales, como el obtenido recientemente en las categorías Destino Culturaly Destino más Popular del mundo, en la distinción “Lo mejor de lo mejor” de los premios Travellers’ Choice 2024 que otorga la prestigiosa plataforma virtual internacional Tripadvisor que recoge opiniones de millones de viajeros de todo el orbe en torno a determinados destinos y negocios del sector turístico alrededor del planeta.  


“La majestuosidad inca y el barroco andino coexisten en las calles empedradas de Cusco, cuyo ejemplo más representativo son el palacio de Qoricancha y la iglesia de Santo Domingo que flanquean la Plaza de Armas. En este crisol a gran altitud de cultura amerindia y mestizaje, encontrarás tejidos extraordinarios, alegres festivales de verano y maravillas arqueológicas”, reseña Tripadvisor sobre la Ciudad Imperial.


Según los seguidores de Tripadvisor y electores de los destinos “Lo mejor de lo mejor” de los Premios Travellers’ Choice 2024, el destino Cusco es estupendo para actividades como visitas arqueológicas guiadas, tours históricos, tours de excursionismo y para entretenimiento al caer la noche.




Cusco, la Ciudad Imperial y Capital Arqueológica de América


La también llamada Ciudad Imperial por haber sido la urbe más importante del Tahuantinsuyo o imperio inca, se ubica a 3,400 metros sobre el nivel del mar y está ubicada en un fértil valle alimentado por varios ríos en el corazón de los Andes centro-sur peruanos de Sudamérica. 


En 1933 la ciudad de Cusco fue declarada Capital Arqueológica de América, mientras que en 1978 fue reconocida como Herencia Cultural del Mundo, y el 9 de diciembre de 1983 ingresó a la Lista del Patrimonio Mundial de la Unesco.


Bajo el gobierno del inca Pachacútec, en el siglo XV, la ciudad de Cusco fue rediseñada y remodelada después de un proceso de ocupación preinca de más de 3,000 años, y se convirtió en la capital del Imperio Inca o Tahuantinsuyo, que cubría gran parte de Sudamérica, entre los siglos XV y XVI d.C.


La ciudad de Cusco se desarrolló como un complejo centro urbano con distintas funciones religiosas y administrativas perfectamente definidas, distribuidas y organizadas. Los edificios religiosos y gubernamentales estuvieron acompañados de las moradas exclusivas para familias reales, conformando un conjunto urbano simbólico sin precedentes, que muestra una tecnología de construcción en piedra con propiedades estéticas y estructurales excepcionales, como el Templo del Sol o Qoricancha, el Aqllahuasi, el Sunturcancha, el Kusicancha y una serie de edificaciones de muy fina terminación que configuran el recinto inca como una unidad indivisible del urbanismo inca.


La ciudad noble estaba claramente aislada de las áreas claramente delimitadas para la producción agrícola, artesanal e industrial, así como de los barrios circundantes.


Con la conquista española en el siglo XVI, se conservó la estructura urbana de Cusco y se construyeron templos, monasterios y casas señoriales sobre la ciudad Inca.  En su mayoría fueron de estilo barroco con adaptaciones locales, que crearon una configuración mixta única y de alta calidad que representa la yuxtaposición y fusión inicial de diferentes períodos y culturas, así como la continuidad histórica de la urbe.


El notable sincretismo de la ciudad es evidente no solo en su estructura física sino también en la expresión artística del Virreinato. De esta manera, se convirtió en uno de los centros de creación y producción de arte religioso más importantes del continente. También es importante por las costumbres y tradiciones de su población, muchas de las cuales aún conservan sus orígenes ancestrales.


Según el Plan Maestro del Centro Histórico de Cusco 2018-2028, este espacio cuenta con 384 inmuebles que presentan un valor monumental, de los cuales 92 han sido declarados Patrimonio Cultural de la Nación.


El Palacio Municipal del Cusco, la Casa del Inca Garcilaso de la Vega, el Teatro Municipal, entre otros recintos históricos, cuentan con el Escudo Azul de la Unesco, emblema internacional que permite la protección y conservación del patrimonio monumental y arquitectónico de esta ciudad surandina.




Museos de imperdible visita


Parte de la mágica experiencia en la visita a la ciudad de Cusco radica en conocer sus emblemáticos museos y recorrer sus instalaciones para apreciar su fascinante oferta cultural. En cada uno de estos recintos se puede atestiguar la formidable herencia de los incas, admirada en todo el mundo, así como el sincretismo tras la conquista española, factores que han contribuido a que la Ciudad Imperial sea declarada Patrimonio de la Humanidad por la Unesco.


En la capital histórica del Perú se pueden visitar un conjunto de museos adquiriendo el Boleto Turístico, mientras que otros tienen su propia tarifa propia de ingreso y también hay algunos con ingreso gratuito. A continuación, conozcamos los emblemáticos museos de la ciudad de Cusco y su cautivante oferta cultural.

Acceso a museos con el Boleto Turístico


El Comité de Servicios Integrados Turísticos Culturales del Cusco (Cosituc),una institución sin fines de lucro, es la entidad encargada de comercializar el Boleto Turístico del Cusco en los diferentes atractivos turísticos comprendidos en el ticket. Con el dinero recaudado se ejecutan trabajos de conservación y promoción del Patrimonio Cultural y del medio ambiente. Asimismo, permite poner en valor el desarrollo de la cultura viva del Cusco.


A continuación, conoce los museos que puedes visitar adquiriendo el Boleto Turístico del Cusco y sus notables colecciones culturales.

Museo de Sitio Qoricancha


El museo posee cinco salas, en las que exhibe una colección de objetos arqueológicos hallados en la explanada de Qoricancha tales como ceramios, objetos líticos y metalúrgicos, así como, trepanaciones craneanas y momias. También se puede apreciar maquetas de lo que pudo haber sido el Qoricancha en su época de apogeo.


El horario de atención es de lunes a sábado, de 09:00 a 18:00 horas, y domingo de 09:00 a 12:00 horas.



Museo de Arte Popular


Exhibe esculturas, cerámicos, fotografías, y otras obras de arte de renombrados artesanos cusqueños contemporáneo, como Edilberto Mérida, Hilario Mendívil, Santiago rojas, Follana y otros. Son muestras de artesanía grotesca, religiosa, danzas típicas, niños manuelitos y más; elaborados con elementos típicos originales. 


El museo de Arte Popular fue creado gracias al aporte cultural del Instituto Americano de Arte del Cusco, cuyos integrantes rescataron la tradicional feria navideña del Santurantikuy, cuando estuvo a punto de desaparecer, premiando año tras año a lo largo de 74 años a los artesanos que mejores obras presentaban en dicha feria, con cuyas artesanías se forma el museo, el cual es el mejor o uno de los mejores del Perú. 


Además, en sus salas se realizan exposiciones temporales, individuales y colectivas auspiciando a artistas locales, nacionales y extranjeros, con la finalidad de promocionar a nuevos valores y también a maestros consagrados que desean exponer en la sala. 


El horario de atención es de lunes a sábado, de 09:00 a 18:00 horas, y domingo de 08:00 a 13:00 horas.

Museo de Arte Contemporáneo


Fundado en 1995, a iniciativa del entonces alcalde de Cusco, Daniel Estrada Pérez, con la donación de 100 obras de arte nacional e internacional.  


Cuenta con dos salas de exposición donde se presentan exhibiciones itinerantes, también se exponen obras de artistas contemporáneos como Hilario Mendívil, Edilberto Mérida, Antonio Olave entre otros.


El Museo está abierto de lunes a sábado de 09:00 a 18:30 horas.


Museo Histórico Regional


Funciona en el predio que fue la casa del renombrado cronista cusqueño Inca Garcilaso de la Vega Chimpu Ocllo. 


Cuenta con 13 salas en el primer nivel se encuentra en proceso de implementación, con objetos paleontológicos y arqueológicos de época prehispánica en el segundo nivel se exponen bienes culturales del periodo virreinal, republicano y contemporáneo.


El horario de atención es de lunes a domingo, de 8:00 a 17:00 horas.

Centro Cusco de Arte Nativo


Es el único lugar donde se puede apreciar música y danza del Cusco a diario, por lo cual tiene gran cantidad de visitantes entre nacionales y extranjeros. Se trata de la Primera Organización del Perú, fundada en 1924, y su propósito es la conservación y recopilación de música y danzas folclóricas del Cusco y del Perú. 


Actualmente tiene en su repertorio 50 danzas, un centenar de melodías del Cusco, gran colección de trajes tradicionales e instrumentos musicales. Su elenco lo conforman 70 artistas y ha participado en festivales nacionales e internacionales como: Argentina, Bolivia, Colombia, Chile, Ecuador, Estados Unidos, Canadá y Francia. Además, produce y vende videos y discos de audio basados en sus presentaciones. El Centro Cusco presenta espectáculos diarios de música y danza folclóricas de diversas provincias, distritos y comunidades del Cusco, así como un museo de trajes típicos e instrumentos musicales. 


Puede observarse desde danzas carnavalescas, rituales, guerreras, agrícolas, acompañadas con momentos musicales. Entre las danzas tenemos, por ejemplo, el Carnaval de Tinta, Sonconacuy, Carnaval Cusqueño, Danza Checamarka, Carnaval de Catcca, Runi Quechunacuy, Danza Qoyacha, entre otras, donde se puede apreciar el colorido, el vestuario, el ritmo y la forma de cómo plasmar nuestros sentimientos a través de la danza y la música. 


El Centro Cusco de Arte Nativo ofrece presentaciones de música y danzas folklóricas de lunes a domingo incluido feriados, de 19:00 a 20.30 horas.




Museos con tarifa propia de ingreso


Los museos que tienen su propia tarifa de ingreso son los siguientes:

Museo Machu Picchu


Conocido también como museo Casa Concha, porque fue la residencia de José de Santiago de Concha, aristócrata español durante los primeros tiempos de la conquista. Uno de sus descendientes, Martín Pío Concha, fue el último gobernador del Cusco bajo dominio español en el siglo XIX. 


En la actualidad, este museo pertenece a la Universidad Nacional San Antonio Abad y alberga las piezas arqueológicas encontradas por Hiram Bingham en Machu Picchu, traídas desde Estados Unidos. 


Se trata de 360 piezas, principalmente de cerámica inca, devueltas por la Universidad de Yale, las cuales pueden ser apreciadas por los cusqueños y turistas. También se exhibe, en pedestales y vitrinas de dos salas ubicadas en la segunda planta, piezas cerámicas, líticas, metálicas y restos óseos que se encontraron en las excavaciones hechas en la propia Casa Concha y algunos de los bienes del museo inca.


El horario de atención es de lunes a sábado, de 9:00 a 17:00 horas. La tarifa de ingreso es de 20 soles para turistas extranjeros, 10 soles para visitantes nacionales, el mismo precio para estudiantes extranjeros y 5 soles para estudiantes nacionales.

Museo Inca


Situado en la calle Ataúd 154, cerca de la Plaza de Armas de Cusco, este recinto cultural surgió en una de las casas coloniales más suntuosas de la época virreinal, construida a inicios del XVII para la familia del aristócrata español Francisco de Aldrete Maldonado. El predio fue seriamente dañado por un terremoto en 1650, por lo que fue transferida a otro aristócrata español, Pedro Peralta de los Ríos, quien se encargó de reconstruirlo.


En la actualidad, esta casa pertenece a la Universidad Nacional San Antonio Abad, que concibió y materializó el proyecto del Museo Inca que exhibe textilería, arquitectura, metalurgia, cerámica, entre otras manifestaciones culturales heredadas del Tahuantinsuyo.


El horario de atención es de lunes a viernes, de 8:00 a 18:00 horas. Sábados, domingos y feriados es de 8:00 a 16:00 horas. La tarifa de ingreso es de 10 soles por persona en general, en tanto que los estudiantes en general pagan 5 soles por persona.

Museo de Arte Precolombino


Conocido también como Casa Cabrera, por tratarse de una casona adquirida por el conquistador español Luis Jerónimo Cabrera, este museo está ubicado en la Plazoleta Nazarenas 231 y pertenece actualmente la Fundación BBVA.


Alberga diez salas que exhiben piezas emblemáticas de las culturas precolombinas que florecieron en el Perú, así como los materiales que se usaron para su creación (cerámica, madera, oro, plata, entre otros),elementos naturales que se tornan simbólicos en lo religioso, político y cultural.


El horario de ingreso es de lunes a domingo, de 8:00 a 22:00 horas. La tarifa de ingreso es de 20 soles para visitantes extranjeros, 10 soles para peruanos, igual suma para estudiantes extranjeros y 5 soles para peruanos.


Museo de Santa Catalina


También llamado Museo de Vida Monástica, forma parte del monasterio de santa Catalina, que se edificó en 1601 sobre lo que fue el templo inca Acllahuasi o “Casa de las vírgenes escogidas”. El predio está regentado y administrado por la orden religiosa de los Dominicos. 


Este inmueble histórico, declarado Patrimonio Cultural de la Nación, conserva algunas secciones de muros incas. El museo funciona desde 1971 y cuenta con salas de exposición permanente que son espacios originales del convento que han sido convenientemente adaptados por la misma orden religiosa y curadores y grafican escenas de vida de las monjas dominicas de clausura. 


Los fondos museográficos están conformados por colecciones de bienes de arte sacro, principalmente una valiosa colección de lienzos coloniales de la Escuela cusqueña, mobiliario, vestimentas litúrgicas, imaginería religiosa, esculturas, ornamentos, platería, porcelanas, menaje, arte popular, entre otros elementos. Como parte de la visita, se ofrece un recorrido por el monasterio, edificación de singular belleza arquitectónica.

Horario de atención: de lunes a sábado, de 8:30 a 17:30 horas. La tarifa de ingreso es 8 soles los adultos, 4 soles los estudiantes de educación superior, y 1 sol los escolares.




Museos con ingreso gratuito


Los museos a los que se puede ingresar de forma gratuita en la ciudad de Cusco son:

Chocomuseo


Situado en la calle Garcilaso 210, a una cuadra de la Plaza de Armas, este museo ofrece de manera muy didáctica el proceso de elaboración del chocolate, desde la siembra y cosecha del cacao, materia prima con la cual se genera este producto alimenticio, hasta su conversión de pasta de cacao y finalmente en el irresistible chocolate.


En el museo del chocolate se ofrecen talleres muy interactivos sobre cómo hacer chocolate, aunque se debe abonar un costo determinado.

Museo del café


Localizado en la calle Espaderos 136, al costado de la Plaza de Armas, este museo con ingreso gratuito brinda la oportunidad de conocer sobre el cultivo, la cosecha, la fermentación, el secado y el molido del café, teniendo en cuenta que Cusco es una de las principales regiones productoras de café en Perú y ha sido ganador de concursos internacionales del mejor café orgánico del mundo.


El horario de ingreso es de lunes a sábado, de 10:00 a 23:00 horas, y los domingos de 9:30 a 23:00 horas.

Museo del Pisco


Recinto ubicado en la calle Santa Catalina Ancha 398, en este bien instalado recinto los visitantes pueden conocer y apreciar el proceso de elaboración del pisco, destilado de uva originario del Perú, sus variedades e historia.


Asimismo, se podrá atestiguar la preparación de célebres cócteles a base de pisco como el pisco sour, el chilcano, el capitán, entre otros, a cargo de destacados bartenders. 

Horario de atención: de lunes a jueves de 10:00 a 22:00 horas, y los viernes y sábados de 10:00  a 22:00 horas.




Destino con opciones económicas y hasta gratuitas


Por tratarse del principal destino turístico de Perú, Cusco puede ser costoso para viajeros o familias exigentes, incluso nacionales; sin embargo, la Ciudad Imperial ofrece alojamientos, restaurantes y sitios turísticos de bajo precio y hasta gratuitos para disfrutar de una grata estadía y vivir una experiencia inolvidable.


La Capital Arqueológica de América ofrece atractivos para todos los gustos, y aunque para ingresar a los más emblemáticos es necesario adquirir, en el caso de los visitantes nacionales, el boleto turístico promocional que cuesta 70 soles (40 para estudiantes) y tiene 10 días de vigencia, es posible también adquirir el boleto turístico parcial, que cuesta 40 soles y permite visitar los mismos sitios arqueológicos, válido por 1 o 2 días dependiendo del circuito elegido.


Con este boleto se puede visitar, en el Circuito I los parques arqueológicos de Sacsayhuamán, Qenqo, Puca Pucara y Tambomachay; mientras que en el Circuito II puede conocerse el Museo de Sitio de Qoricancha, el Museo Histórico Regional, el Museo de Arte Contemporáneo, el Monumento a Pachacútec, el Museo de Arte Popular, el Centro Qosqo de Arte Nativo y los parques arqueológicos de Tipón y de Pikillacta.


En tanto, el Circuito III comprende el Valle Sagrado y permite visitar los parques arqueológicos de Ollantaytambo, Písaq, Chinchero y Moray.


Recorrer la Ciudad Imperial, rica en historia, cultura y arquitectura, y visitar diversos atractivos o realizar actividades sin pagar nada o a bajo costo sí es posible si sabe adónde ir. Un ejemplo de ello son los mercados, lugares ideales para observar la cultura local, descubrir una diversidad de productos que se expenden allí y saborear suculenta comida a bajo costo. 


Los mercados de ingreso libre y más importantes de Cusco son San Pedro, el principal de la ciudad y donde es posible encontrar desde alimentos y productos oriundos hasta artesanías; San Blas, más pequeño que el anterior pero donde es posible comer a barato, incluso opciones vegetarianas; y Wanchaq, que ofrece un ambiente más típico de Cusco.


También se puede visitar sin costo alguno el barrio de San Blas, considerado el rincón urbano más bello y bohemio de la urbe, donde resaltan sus viviendas pintadas de blanco con sus puertas y balcones de color azul que le confieren una personalidad única. 


Además de su hermosa plazoleta es posible ingresar sin costo alguno al museo taller del célebre y galardonado artesano cusqueño Hilario Mendívil, uno de los más importantes del siglo XX, reconocido por su arte en la confección de vírgenes, santos y arcabuceros, que se distinguen por presentar el rostro sereno y el cuello alargado. 


Otro lugar que puede apreciarse gratis es la calle Hatun Rumiyoc, donde se encuentra la célebre piedra de los doce ángulos, uno de los principales atractivos de Cusco. Esta roca perfectamente engastada en el muro que formaba parte del palacio del inca Sinchi Roca, sobre el que se construyó el Palacio Arzobispal, es de imprescindible visita en Cusco.  


Cerca de allí se encuentra la calle de las siete culebras, una de las más bellas de Cusco, y se localiza entre la Plazoleta Nazarenas y el pasaje Choquechaka. Debe su nombre a las figuras de serpiente talladas en las piedras de las paredes, de las cuales siete están en los muros del Palacio Nazareno e igual número en el pasaje, en cuyo interior hay un arco de piedra que en la época colonial y del virreinato delimitaba la zona española y la zona indígena.


Entre los lugares culturales emblemáticos de la Ciudad Imperial que también puede visitarse sin costo destaca el cementerio de la Almudena, el principal de la urbe y que fue declarado Patrimonio Cultural de la Nación en 2011 por reunir la más grande muestra de arte religioso funerario de Cusco y del sur peruano. 


Allí descansan los restos mortales de célebres personajes cusqueños y del Perú como el fotógrafo Martín Chambi, el arqueólogo Manuel Chávez Ballón, María Trinidad Enríquez, la primera mujer abogada del Perú, y la escritora Clorinda Matto de Turner, ambas pertenecieron a la primera generación de mujeres ilustradas del Perú.  


También puede visitarse gratis el Museo del Café, ubicado en la calle Espaderos 136, a pocos pasos de la Plaza de Armas. La exposición permanente presenta la historia e importancia cultural del café, las variedades, el proceso de fabricación, entre otros aspectos fundamentales de este cultivo que tiene en la provincia cusqueña de Quillabamba a una de las principales zonas de producción del Perú.


Cusco ofrece también varios miradores a los que se puede acceder sin costo alguno y tener magníficas vistas panorámicas de la Ciudad Imperial. El más destacado y visitado es el Cristo Blanco, ubicado en el cerro Pukamuqu. La imagen es similar al Cristo Redentor de la ciudad brasileña de Río de Janeiro, aunque de menor tamaño dado que mide alrededor de ocho metros de alto. Aunque está protegida por un cerco metálico, la efigie de Jesús con los brazos abiertos recibe a los visitantes y parece proteger a la ciudad de Cusco.


Además del Cristo Blanco está el mirador de San Cristóbal, con su pequeña plaza y su iglesia; el Mirador de San Blas, ubicado a solo cinco minutos a pie desde la plaza de Armas; el mirador de la Plaza Santa Ana y la Huaca Sapantiana.


También se puede admirar la arquitectura exterior de predios emblemáticos como la Casa del Almirante, donde destaca la decoración plateresca en su fachada con una pequeña ventana de estilo mudéjar; la Casa del Inca Garcilaso de la Vega, que obtuvo recientemente el Escudo Azul de la Unesco para garantizar su protección y conservación; la Casa de los Cuatro Bustos; la Casa Cabrera, que alberga el Museo de Arte Precolombino; y la Casa de los marqueses de San Lorenzo de Valle Umbroso, sede de la Escuela de Bellas Artes de Cusco.

Alojamiento y comida a bajo costo


En la Ciudad Imperial puede conseguir un buen alojamiento desde 75 soles según los principales buscadores de hospedajes. También se ofrecen habitaciones compartidas para mochileros con baño común desde 30 soles y están ubicados en el centro de la ciudad. 


Asimismo, se puede disfrutar de la deliciosa gastronomía típica en los tradicionales mercados de San Pedro, San Blas y Wanchaq, con menús económicos.


(FIN) LZD/MAO


También en Andina:



Publicado: 3/3/2024