El jefe de Estado rechazó haber utilizado malos términos durante la reunión que sostuvo con el congresista Luis Valdez, presidente de la Comisión de Constitución, en la que le expresó su preocupación por la posibilidad de que el Parlamento apruebe varias reformas constitucionales.