Super Mensajes

El ataque a una familia por parte del propio padre de esta viene causando conmoción en el mundo entero. Y es que el hombre, quien al parecer se encontraba en estado de ebriedad, incendió la casa donde vivía mientras sus tres hijos se encontraba al interior. 

De terror

De acuerdo a información compartida por medios internacionales, el hecho se registró en la localidad de Misionera, en Argentina, donde el responsable del siniestro exigió a la madre de sus hijos la entrega de un arma de fuegocon la finalidad de llevar a cabo un presunto ajuste de cuentas con un vecino. 

Sin embargo, ante la negativa de su pareja, el sujeto sorprendió al inesperadamente provocar un feroz incendio en la vivienda donde sus familiares se encontraba durmiendo. 

La víctima de 33 años de edad logró reaccionar rápidamente para poner a buen recaudo a sus hijos de 14 y 8 años, además de un bebé de apenas un mes de vida. 

Inmueble quedó en cenizas 

A pesar del rápido actuar de la madre de familia, el inmueble donde vivían, además de una motocicleta con la que solían trasladarse, fueron consumidas inmediatamente por las llamas. 

La policía argentina y la Unidad de Bomberos Voluntarios acudieron a la zona con la finalidad de extinguir el fuego y evitar que la situación pase a mayores. 

¿Qué pasó con el agresor?

En cuanto al agresor, este fue detenido y puesto bajo custodia policial para iniciar con las diligencias correspondientes. Las imágenes del lamentable hecho ocurrido este último sábado, 25 de mayo, fueron difundidas por las autoridades, por lo que se puede evidenciar que la vivienda quedó reducida a escombros y cenizas. 

Recuerda que estás siendo afectado o conoces a alguien que esté involucrado en hechos de violencia familiar o sexual, puedes comunicarte de manera gratuita a la Línea 100 del Ministerio de la Mujer y Poblaciones Vulnerables para recibir información, orientación y soporte emocional.

De esta manera, se conoció que en Argentina, un hombre, presuntamente en estado de ebriedad, incendió su casa pese a que sus tres hijos y su esposa se encontraban durmiendo al interior de ella.