Secretario general dice Fiorella Molinelli tomó represalia por denuncias

Como una “vil venganza” calificó el Dr. Teodoro Quiñones, secretario general del Sindicato Nacional Médico del Seguro Social (SINAMSSOP), su suspensión por un año sin goce de haber por haber denunciado diversas irregularidades en EsSalud, como el deficiente manejo de la lucha contra el COVID 19 y la adquisición de pruebas rápidas presuntamente sobrevaloradas.

Señaló que también han suspendido o suspendido a otros dirigentes de provincias que tienen más de 20 años de servicio, de sus policlínicos a otros hospitales, solo por por denunciar los malos manejos y protestar para que se sancione a los responsables.

El Dr. Teodoro Quiñones responsabilizó de estas acciones a la presidenta ejecutiva de EsSalud, Fiorella Molinelli, a la vez que acusó al ministro de Trabajo, Javier Palacios, de no proceder como corresponde. “Tres presidentes de cuerpos médicos le pidieron que sacara a Molinelli. Él respondió que solo eran faltas administrativas”, expresó.

CONTRALORÍA

“En la Contraloría existen varios informes, uno de ellos es el referido a la adquisición de pruebas rápidas sobrevaloradas y encuentran una responsabilidad por más de 4 millones de soles. Pero el ministro dice que su recomendación solo implica falta administrativa”, afirmó Teodoro Quiñones.

El dirigente indicó que “hubo cambios de ministros de Salud, de presidentes de la República, de Consejo de Ministros y ella (Fiorella Molinelli), a pesar que no tiene rango ministerial, sigue aferrada al cargo”.

“Más allá de sus improvisaciones, de querer demostrar a través de la prensa de que moviliza todos los recursos de salud, los médicos se siguen muriendo al interior del país (…) Vamos camino a más de 300 médicos que están muriendo, médicos especialistas y que no va a ser fácil para el Estado recuperar esa experiencia adquirida a lo largo de los años”, sentenció.

MÉDICOS SE MUEREN

Agregó que Perú es el tercer país en América Latina que pierde médicos, pues solo está detrás de México y Brasil, pero la población de médicos en estos países es mucho mayor. “Nosotros estaríamos encabezando la lista y todo por falta de oxígeno, por falta de camas, por falta de criterio para transferir a los médicos graves a Lima”, subrayó.

Recordó que la primera denuncia la presentó hace un año y fue por falta de equipos de protección y pruebas moleculares. “Fuimos los primeros en advertir que las pruebas rápidas no eran convenientes para el manejo de la pandemia y anunciamos, en marzo del año pasado, que los médicos se iban a morir”, manifestó.

El médico sostuvo que lo suspendieron por un año y sin goce de haber como consecuencia de estas denuncias, que se sumaron a los informes de la Contraloría, que encuentra fallas, como sobrevaloración, en los procesos de adjudicación.

“Fiorella Molinelli contrata un estudio ajeno a EsSalud para que haga un informe preliminar, es decir, le dicte la plana de cómo me van a sacar. El caso lo transfieren a mi hospital, el INCOR, para ejecutarlo a través de ellos. Ni siquiera Fiorella Molinelli tiene el valor de ejecutar ella, sino lo hace de acuerdo a las disposiciones de ellos, para que sea mi jefe de personal, donde yo nunca he tenido problemas, para que ejecuten mi sanción basada en que yo he salido a protestar contra ella teniendo licencia por tener sobrepeso y diabetes”, puntualizó.

La entrada Dirigente sindical de EsSalud: Mi suspensión fue “vil venganza” se publicó primero en El Chino.