Super Mensajes

El cáncer de próstata ha emergido como la neoplasia maligna más frecuente entre los hombres peruanos, consolidándose como la principal causa de mortalidad por cáncer en este género. Frente a esto, es vital acudir al médico y no descuidarse, pues al prevención es la principal arma para luchar contra ella.

El Instituto Nacional de Enfermedades Neoplásicas (INEN) registra un promedio de 800 nuevos casos de cáncer de próstata anualmente en el país. Alarmantemente, el 45% de estos diagnósticos se presenta en etapas avanzadas, mientras que un 40% se encuentra en una fase localmente avanzada y solo el 15% se detecta en una etapa inicial, la cual ofrece mayores probabilidades de curación.

El doctor Víctor Destéfano Urrutia, urólogo oncólogo de la Clínica Anglo Americana, subraya esta preocupante realidad, enfatizando la importancia de los chequeos preventivos para detectar esta enfermedad. En sus primeras etapas, el cáncer de próstata es asintomático y cuando surgen indicios como sangrado en la orina, dolores de espalda o adormecimiento de piernas, la enfermedad suele ya estar en etapa avanzada.

En relación a los exámenes preventivos, el especialista recomienda que los hombres a partir de los 50 años realicen chequeos anuales, incluyendo el examen físico de tacto rectal y la evaluación del antígeno prostático específico (PSA). Aquellos con antecedentes familiares de cáncer de próstata o de mama deben iniciar estos controles desde los 40 años, ya que un familiar con este antecedente aumenta el riesgo de la persona entre 2 a 4 veces.

Destacando la importancia de la detección temprana, el médico afirma que el cáncer de próstata es altamente tratable si se detecta en sus primeras fases, señalando que el enfoque del tratamiento puede variar según el estado en que se encuentre la enfermedad, pero las consecuencias o efectos secundarios del tratamiento son menores cuando el cáncer se detecta en etapas iniciales.

En ese sentido, bajo contexto del mes internacional de la Lucha contra el Cáncer de Próstata, la Clínica Anglo Americana se une a la campaña “Noviembre azul”, una iniciativa que busca concientizar a los varones de nuestro país sobre el cuidado de la salud y la importancia de la detección temprana como la mejor manera para reducir la mortalidad de esta enfermedad.