La novena entrega de la saga Fast and Furious, abreviada como "F9", se ha convertido en la película más taquillera desde que comenzó la pandemia del coronavirus en 2019, tras alcanzar los 500 millones de dólares de recaudación en todo el mundo.