El jefe de Estado sostuvo que su comunicación con el Nobel de Literatura solo tuvo como objetivo el “mantener la tranquilidad en un ambiente tan polarizado”. Precisó que se ha comunicado con varias personas vinculadas a ambos candidatos presidenciales y que el sentido de estas conversaciones se está tergiversando.