El Motorola Edge X parece ser el primer smartphone de la compañía desarrollado para el mercado gaming.