A través del Rotafono, denunciaron que más de 20 medidores han sido robados en los jirones Apurímac y Cochrane, causando aniegos en la zona.