Super Mensajes

La complejidad del caso Petroperú no solo está en el aspecto técnico sino también en la santísima trinidad gubernamental que la maneja, integrada por la dupla indesligable –presidenta Dina Boluarte y premier Alberto Otárola–, el nuevo titular del Ministerio de Energía y Minas (Minem),Rómulo Mucho y el cauteloso nuevo hombre fuerte del MEF, José Arista.

La mandataria Boluarte lleva en su ADN el estatismo y será promotora de un salvataje cueste lo que cueste, según el experto César Gutiérrez.

“El premier Otárola, tiene como única consigna la supervivencia en el cargo y está a punto de echar por los suelos el aserto bíblico que ‘no se puede servir a dos señores’, en este caso tiene que contentar a la su jefa y por otro lado decir lo que cada auditorio quiere escuchar. En CADEsostuvo que ‘Petroperú es una empresa que cumplió su ciclo’ y en el Congreso dijo “no vamos a dejar quebrar a Petroperú”, recuerda el expresidente de la petrolera del Estado.

El ministro Rómulo Mucho, “desconocedor del tema, en su primera declaración a la prensa afirmó con voluntarismo supino: ‘tenemos que hacer que Petroperú gane’. Por su parte el ministro Arista, ha dado una declaración lacónica pero sentenciosa: ‘Vamos a cambiar al presidente de directorio de Petroperú’”. A pesar de su paso por las oficinas del MEF y satélites, parece no haber calado en él, una frase que Alberto Fujimori dirigió en su joven ministro Carlos Boloña: “primero se hace luego se dice”.

LO MEJOR DE POLÍTICA: 

El periodo de la dupla Ollanta Humala – Nadine Heredia: hay prófugos y no pasa nada

Dina Boluarte habría cobrado sueldo de Reniec para transferirlo

Pedro Castillo y su apuesta millonaria: Eduardo Sevilla, único funcionario sobreviviente del gobierno golpista permanece en alto cargo

Mira más contenidos siguiéndonos en FacebookXInstagram, TikTok y únete a nuestro grupo de Telegram para recibir las noticias del momento.