El Poder Judicial de Lima Este condenó a ocho años de pena privativa de la libertad contra Christian Billy Salvatierra Dávila por cogotear a José Eduardo Lima Curi y robarle su celular cuando se encontraba en una calle del distrito de Santa Anita.

El Tercer Despacho de la Cuarta Fiscalía Provincial Penal Corporativa de Santa Anita, a cargo del fiscal provincial Ernesto Alejandro Torres Feijoo, acusó a Christian Billy Salvatierra Dávila por el delito de robo agravado en grado de tentativa, en agravio de José Eduardo Lima Curi.

LEE ESTO: Segunda ola de coronavirus: Minsa reporta 3626 infectados y 161 muertes en un solo día

La sentencia indica, que el hecho delictivo se suscitó el 4 de noviembre de 2019, cuando el agraviado transitaba por inmediaciones de la calle Santiago Távara y Juan Velazco Alvarado, en el distrito de Santa Anita.

De pronto el imputado con otro sujeto no identificado amenazó con un objeto punzocortante a la víctima, mientras el desconocido lo cogía del cuello, agarrándolo por la espalda, para luego sustraerle su teléfono celular en medio de insultos y amenazas.

Durante el juicio oral, el representante del Ministerio Público demostró de manera fehaciente e indubitable la culpabilidad de sentenciado, que aprovechó la condición de vulnerabilidad de la víctima, para amenazarlo con un cúter y despojarlo de su teléfono celular, que luego fue encontrado en su poder; fundamentos que sirvieron para que el Juzgado Penal Colegiado Transitorio de Ate, luego del análisis y valoración de los medios de prueba ofrecidos, emita la sentencia condenatoria.

MIRA TAMBIÉN: Tumbes: hombre en estado de ebriedad entró al mar para evitar detención y casi se ahoga

Cabe indicar que, en este proceso con sentencia condenatoria, se han cumplido con todas las diligencias urgentes e inaplazables después de la detención en flagrancia, así como en la investigación preparatoria, en donde se obtuvo la prisión preventiva; para luego proseguir con la etapa intermedia, y finalmente, el juicio oral, en el que se obtuvo la sentencia condenatoria en la fecha 8 de marzo del 2021, la misma que se declaró consentida por no haberse interpuesto recurso de apelación.