Tipo de cambio
Compra
S/.3.811
Venta
S/.3.818
Compra
S/.4.41
Venta
S/.4.5
Compra
S/.3.793
Venta
S/.3.836
Compra
S/.3.745
Venta
S/.3.897
Compra
S/.3.76
Venta
S/.3.862
Compra
S/.3.791
Venta
S/.3.853
Compra
S/.3.7
Venta
S/.3.86
Noticia Anterior
  • Inicio
  • El Men
  • Dietas rápidas efectivas pero perjudiciales para la salud

Dietas rápidas efectivas pero perjudiciales para la salud

La famosa “dieta rápida” consiste en consumir solo un tipo de verduras, o algunas barras nutritivas diarias, o algún “preparado secreto” con alguna mezcla rara de ingredientes que permiten bajar rápidamente de peso. Pero tenga mucho cuidado, es cierto que las dietas rápidas son efectivas, pero podrían resultar perjudiciales para tu salud, por eso debes consultar con un médico.

Te priva de elementos nutritivos (y por tanto de calorías) permitiendo perder kilos, pero podrías sufrir efecto rebote

Se define como dieta rápida aquella que priva de elementos nutritivos (y por tanto de calorías) al que la consume, permitiendo que pueda bajar momentáneamente de peso. En otras palabras, es como matarse de hambre por algunos días engañando al estómago con algún tipo de alimento sin valor nutricional.

Leer también [Ayuno intermitente una dieta audaz pero podría ser peligrosa]

FORMAS DE DIETAS RÁPIDA

Dietas pobres en proteínas: a este grupo pertenecen la dieta del pomelo, la del yogur, la de la pasta, la de la alcachofa, la de la papa, etc. La pérdida de peso se concentra en la masa muscular y proteínas viscerales (las contenidas en los órganos vitales: corazón, riñones, etc.). Causa un descenso de la presión arterial y puede producir arritmias difíciles de tratar.

Dietas ricas en proteínas y pobres en hidratos de carbono: Se basan en comer carne, huevos y otros alimentos hiperproteicos, y se limitan considerablemente o se suprimen los alimentos ricos en hidratos de carbono: cereales y derivados, papas, legumbres, verduras, hortalizas y fruta.

Esta dieta puede originar la pérdida de masa ósea, daños renales, fatiga y mareos.

Dietas ricas en grasas y colesterol: Es de las más peligrosas y, sin embargo, de uso frecuente. Se basan en sustituir los hidratos de carbono por grasas, lo que implica un aumento del colesterol y la glucosa, lo que incrementa el riesgo cardiovascular.

Dietas sin grasas: eliminan cualquier tipo de grasa, ya sea de origen animal o vegetal, lo que puede llevar a que puede producirse un déficit orgánico de ácidos grasos esenciales y vitaminas que necesitan de las grasas para su absorción en el organismo (A, D, E).

 

DESVENTAJAS

Producen adelgazamiento exagerado:

En periodos muy cortos, estas dietas pueden hacer que bajes de peso de una forma desmedida. Quizás eso es lo que buscas, pero te aseguramos que no es lo mejor para el bienestar. Estos planes alimenticios producen un efecto rebote. Es decir que, en poco tiempo, también recuperarás los kilos perdidos.

De acuerdo con una investigación, el efecto yo-yo de las dietas milagros presenta consecuencias negativas para la salud metabólica. En este proceso se generan mecanismos neuroendocrinos que aumentan el apetito y evitan que sientas saciedad.

Además, contribuyen a que se active el almacenamiento de energía en forma de grasa, lo que desencadenará en que el metabolismo trabaje más lento. Esto se convierte en un círculo vicioso de intentos fallidos que pueden derivar en enfermedades en el aparato digestivo, excretor y cardiovascular.

Leer también [Comida entre los dientes: cómo librarte de forma segura y evitar el mal aliento]

Dificultad para mantener hábitos de alimentación:

Estas dietas son muy restrictivas y eliminan una gran cantidad de alimentos que en situaciones normales aportan grandes cantidades de nutrientes. Un ejemplo de ello son los carbohidratos y las proteínas. Por esto, al adoptar una dieta rápida puedes sufrir de mareos, desmayos y dolores de cabeza. Estos regímenes impiden que mantengas una alimentación equilibrada que ayude al organismo a funcionar correctamente.

Recuerda que no debe prevalecer el deseo de tener un cuerpo escultural sobre la necesidad de cuidar la salud. Todos los grupos de alimentos son importantes. Un buen plan alimentario no se trata de excluir alimentos sino de saber cuándo, cuánto y cómo consumirlos.

 

Riesgo de deficiencia nutricional

Una dieta rápida procura la disminución en la ingesta de calorías y propone una escasa variedad de alimentos aptos para una alimentación saludable. Durante los días en que la sigas tendrás un bajo aporte de vitaminas y minerales.

Esta situación se ha demostrado que puede generar debilitamiento en el sistema inmunitario, lo cual favorece la aparición de infecciones y anemia. Además, perderás masa muscular y densidad ósea. A esto agrégale que la piel se tornará reseca y podrán aparecer estrías, entre otras cosas.

 

Debilitamiento del organismo:

Adoptar frecuentemente estas dietas generará un costo mayor para el organismo, que tendrá sus consecuencias a largo plazo. Podrías padecer de un trastorno alimentario que debilite las capacidades de los órganos y que genere problemas en su funcionamiento. Se ha evidenciado que los TCA pueden poner en riesgo la vida de quien los sufre, por lo que es importante su prevención

La carencia de carbohidratos y proteínas contribuye al debilitamiento del corazón. Además, la situación empeora cuando se reduce la ingesta de minerales como el hierro, zinc, calcio y magnesio, y vitaminas.

 

La entrada Dietas rápidas efectivas pero perjudiciales para la salud se publicó primero en El Men.

Ver Noticia Completa
Siguiente Noticia