El ministro de Salud, Óscar Ugarte, recibió ayer un nuevo lote de 700 000 dosis de vacunas contra la COVID-19 del laboratorio chino Sinopharm. A este cargamento se sumarán otras 300 000 que arribarán este sábado 5 de junio, como parte del 1 000 000 de dosis adquiridas en un nuevo contrato con la farmacéutica.

“Esta dosis nos permitirán completar la vacunación del personal de primera línea y de sectores de la población donde es muy complicado que lleguen vacunas que necesitan procesos logísticos más complejos”, afirmó el ministro.

Ugarte Ubilluz manifestó que el respaldo brindado por la Organización Mundial de la Salud (OMS) a Sinopharm ha sido importante porque ha demostrado que es una buena vacuna.