Super Mensajes

Unos días antes de su matrimonio, la congresista Sigrid Bazán llegó de blanco al programa de Jaime Chincha en Canal N. “Todos los caminos llevan a Dina Boluarte”, dijo la parlamentaria tras anunciar que ya tenía una moción de vacancia lista. “¿Hasta cuándo?”, se preguntó retóricamente, en alusión al enésimo escándalo en torno a la presidenta Dina Boluarte. “Está clarísimo que la incapacidad moral es un término que quedó chico”, sentenció. “No hay forma de que Dina Boluarte continúe en la Presidencia. La pregunta es cómo y cuándo”.

Fuertes palabras que se contraponen a las que usó su compañera de bancada, Susel Paredes, para el caso del primer presidente de Perú Libre. “Castillo puede ser delincuente, pero no es incapaz moralmente”, argumentó entonces. Una falacia paternalista y racista propia de la bancada que creyó poder controlar al ‘buen salvaje’.

En la citada entrevista, Bazán admitió que estaba organizando la vacancia con Nueva Constitución. “No la quieren reconocer como bancada, pero son 5 o 6 congresistas que salieron de Perú Libre”, detalló. “Hay uno que ha renunciado a Perú Libre, pero aún no se lo permiten”, agregó. “En el caso de Perú Libre hay que hablar congresista por congresista. Y entiendo que Avanza País, a través del congresista Williams, ha deslizado la posibilidad”. Al escuchar lo de Avanza País, el conductor abrió los ojos. Esa sí era una novedad.

Y aunque no llegó a mayores, el solitario voto de uno de los congresistas de Avanza País en la primera y tercera moción de vacancia jugó en pared con las tres inasistencias. En la segunda moción, por cierto, fueron dos quienes votaron a favor. Y hubo cuatro inasistencias.

Esa fue la tónica de algunas votaciones, sobre todo entre los No Agrupados, los exiliados de toda bancada y los ambiguos personajes que se ponen de costado para aspirar a un espacio en la próxima Mesa Directiva.

VACANCIA Y VAGANCIA

Los tres pedidos de vacancia se basaron en las investigaciones fiscales que involucran a la presidenta en los casos de los Rolex y Waykis en la Sombra, así como por su presunta ausencia por una intervención quirúrgica a su nariz.

La primera moción de vacancia llevó las firmas de Perú Bicentenario, Bloque Magisterial, Cambio Democrático-Juntos por el Perú, Perú Libre y Podemos. La segunda moción fue suscrita por las bancadas Cambio Democrático-Juntos por el Perú, Perú Libre, Bloque Magisterial, Perú Bicentenario, Somos Perú y No Agrupados. Y la tercera moción, finalmente, fue presentada por Perú Libre, Cambio Democrático-Juntos por el Perú, Bloque Magisterial y No Agrupados.

¿Qué hacen Somos Perú y Podemos en la nave de los locos, con esos vacadores? La respuesta podría estar en la próxima configuración de la Mesa Directiva.

La admisión a debate necesitaba que el 40% de los parlamentarios presentes en el Congreso voten a favor. De los 117 parlamentarios registrados, se necesitaba por lo menos a ese 40% a favor. Pero en ninguna de las tres votaciones alcanzaron los 47 votos necesarios.

Ni siquiera llegaron a los 40 votos.

No solo hubo mucho ausentismo, sino que no pasó eso en ninguna de las tres votaciones. No fue respaldada por la mayoría de parlamentarios del bloque conformado por Fuerza Popular, Alianza para el Progreso (APP),Renovación Popular, Avanza País, Bloque Magisterial, Podemos Perú, Acción Popular y Somos Perú.

Hubo solitarios vacadores en Somos Perú, Acción Popular y hasta APP (segunda moción). Pero sobre todo hubo notorias ausencias. Y grandes abstenciones en Acción Popular (7) y Podemos Perú (7 en la segunda y 8 en la tercera). Una sorpresa fueron los 10 votos pro vacancia de los no agrupados en la primera moción, los cuales luego se transformaron en 9 y 8 votos.

LA SOBREMESA

El nombre de José Jerí viene cobrando fuerza entre los parlamentarios parias que buscan al nuevo presidente del Congreso. Su propuesta apuesta a aglutinar a los No Agrupados y demás valores sueltos alrededor de Somos Perú. A Jerí se le recuerda por presidir la Comisión de Presupuesto. Frente a él, otros candidatos fuera del llamado Bloque Democrático buscan convocar una propuesta afín. Incluso desde Podemos. Esta ‘tercera vía’ busca terciar en la Mesa Directiva entre la derecha y la izquierda. Eso quizás explique su ambiguo rol en las tres mociones de vacancia.

Quizás la opción más pintoresca sea la de Renovación Popular, que aunque pertenece al bloque se ha caracterizado por su estilo antipolítico. Los congresistas Alejandro Muñante y Jorge Montoya, por ejemplo, no quieren ser convidados de piedra al sentarse a la mesa. Sin embargo, el primero ya fue tercer vicepresidente y el segundo fue un infeliz candidato liderando un frente unipartidario.

La opción mayoritaria, sin embargo, sigue siendo el tándem propuesto por Fuerza Popular-APP.

Por un lado, el combo liderado por el fujimorismo, con Eduardo Salhuana de APP en la primera vicepresidencia, Alejandro Cavero (Avanza País) en la segunda y Juan Burgos (Podemos) en la tercera.

Por el otro, la opción presidida por APP, que tendría en su fórmula a un vicepresidente fujimorista (Patricia Juárez o Arturo Alegría),un comodín de Perú Libre y una tercera vicepresidencia de Avanza País (Adriana Tudela o el propio Cavero).

En ese caso, queda por ver cuál de los cuatro candidatos de APP se sentaría a la cabeza.