Brasil anotó los tres goles en el primer tiempo, Alemania reaccionó en la complementaria, pero Paulinho selló el resultado