Con doblete de Riyad Mahrez, el Manchester City, que ya había ganado 2-1 en la ida, volvió a imponerse 2-0 al París SG este martes y se clasificó para su primera final de la final de la Liga de Campeones.