Un masivo incendio en una fábrica de alimentos cerca de Dacca, la capital de Bangladesh, ha dejado al menos 52 muertos y 25 heridos en el peor suceso de este tipo en el país asiático desde que un fuego en una planta química acabó con la vida de 70 personas en 2019.